20 de septiembre de 2009

Impaled Nazarene "Suomi Finland Perkele" (1994)

suomi
El primer disco de esta banda finlandesa (otra más, y van) que escuché fue el descomunalmente violento "Ugra-karma" (1993), allá hacia finales del año 1994, y era realmente de temer lo logrado por estos chiflados probélicos, en términos de agresión musical.
Después me topé con esa cosa rara llamada "Latex Cult" (1996), una mezcla entre punk, industrial y una pequeña dosis de Black que te atrapaba por lo minimalista de la propuesta.
Pero este disco es otra cosa. De hecho lo pude escuchar mucho tiempo después de lanzado a la venta, y luego de leer muchísimas entrevistas a Mika Luttinen, líder y fundador de este monstruo violento. En esas entrevistas Mika despotricaba contra el maricón de su hermano (eran sus propios términos), el otro fundador Kimmo Luttinen-baterista- por la dirección que le estaba dando a la música y el sonido de la banda, con melodías,teclados y demás "mariconadas", con las que el pelado vocalista no estaba para nada de acuerdo...y terminaron echando al baterista.
De hecho es esta la última intervención discográfica del mismo dentro de la banda. Y, para mi, ocurrió en una de las mejores páginas de la historia de la banda-siendo la otra el citado "Ugra-karma"-
Canciones cortas y violentas, con voces que parecen estar aderezadas por un alto nivel de uranio empobrecido, y letras totalmente bélicas o a favor de una destrucción total por la vía nuclear.
No es que sea todo violencia interminable,sino que cuando bajan las revoluciones,como ocurre en todo este tipo de bandas, suenan maravillosamente malignos, y es imposible dejar pasar este tipo de atracciones auditivas.
Ejemplos. "Blood is thicker than water" posee unas melodías hermosas y transmite un desasosiego difícil de igualar, al igual que su maravilloso riff central, que por memorable me lo acuerdo desde la primera vez que lo escuché hace más de 10 años.
También en "Quasb (the burning)" se hace presente esa maldad inherente a las bandas nórdicas, a una velocidad que no despreciaría ninguna banda Doom, sonando al mismo tiempo épica y gloriosa.
Es cierto que hay mucha violencia contenida en los 30' que dura el disco. Pero te deja con un gustito tan particular que te impulsa a repetir la experiencia nuevamente.
Esta banda es una de las que hizo que surgiera mi interés por el metal más extremo (y enfermo) del norte de Europa.
Escuchen y disfruten de la frialdad finlandesa (no todo en Nightwish ni Children of Bodom en esta vida, por suerte)
Let fucking die!!!

2 comentarios:

  1. Siempre he clasificado a Impaled como Sadistic Black Metal, alargando la vena que impusieron en el Tol Cormpt Norz Norz Norz. La referencia a la velocidad de las bandas Doom no la creo precisa, ya que el genero doom, al menos el de la vieja escuela no se caracteriza por canciones veloces sino mas bien pesadas y oscuras.

    ResponderEliminar
  2. Entiendo lo que decís de la velocidad en las bandas doom, por eso digo que ese tema (la velocidad del mismo ) no sería despreciada por ninguna banda doom, por que es una de las canciones más lentas del disco. Lo de la clasificación de Impaled como sadistic black metal la verdad que está muy vuena, sobre todo teniendo en cuenta la concepción de ellos respecto de como tiene que ser el sexo. Un saludo y gracias por ller las reseñas y dejar el comentario.

    ResponderEliminar